Artículos taggeados como " tubos"
Apr
12

Tipos de luces UV

Desde el confinamiento nos llegan muchas consultas acerca de la luz UV para desinfectar. En este post, explicamos los diferentes tipos de radiaciones UV y sus fuentes.

Hay tres tipos principales de fuentes de luz UV:

  1. Luminarias UV de mercurio
  2. Luminarias UV de xenón
  3. Luminarias UV de LEDs

Las de mercurio, son la fuente de luz UV más tradicional que utiliza un arco eléctrico dentro de una cámara de gas ionizado. Gracias al arco emite fotones después de la descomposición de los átomos, produciendo un flujo constante de luz. Es el principio de funcionamiento las lámparas de descarga de baja presión: tubos fluorescentes, CFLs… etc.

Las de xenón , por otro lado, liberan pulsos de energía (a diferencia de un flujo constante de luz). Después de almacenar la carga eléctrica en un condensador, la energía se emite en pulsos de milisegundos. Esto hace que los gérmenes y los patógenos no puedan reproducirse o repararse, ya que los fotones son más potentes.

Las de LED, son diodos emisores en el espectro del ultravioleta. En en este blog llevamos años hablando de cómo funcionan los LEDs y sus ventajas.

También existen tres subcategorías de luz ultravioleta .

- UV-A : Anchos de banda ultravioleta en el rango de 320-400 nanómetros. Luz negra. No tiene efectividad germicida

- UV-B : Anchos de banda ultravioleta en el rango de 280-320 nanómetros.

- UV-C : Ultravioleta C; Anchos de banda ultravioleta en el rango de 200 – 280 nanómetros. La UVC tiene un alto grado de efectividad germicida en la eliminación de bacterias, virus y hongos.

De los tres, UV-C es el más poderoso y efectivo cuando se trata de matar patógenos en una sala de operaciones.

Y además, prueba tras prueba, ha determinado de manera concluyente que la luz ultravioleta alimentada con xenón es más efectiva y eficiente para desinfectar un quirófano.

En promedio, unas luminarias de xenón UV completarán la desinfección en aproximadamente 10 veces menos tiempo. Por ejemplo, los 60 minutos de una luminaria de mercurio serían aproximadamente 6 minutos para la de xenón.

Hay varios factores para determinar cuánto tiempo llevará desinfectar una habitación o estancia:

  • Tamaño de la habitación.
  • Potencia de la luminaria.
  • Ángulo de apertura de la luminaria.
  • Colocación de la luminaria.
  • Índices de reflexión de los materiales en la sala.
  • Distribución de la habitación y mobiliario.
  • Temperatura y humedad.

Cada estancia presentará sus propias peculiaridades. Elegir la luminaria, fuente de luz correcta y saber colocarla en la posición adecuada es la clave para aprovechar al máximo la eficacia de este tipo de desinfección.

La esterilización ultravioleta es la tendencia más reciente de prevención de infecciones , y parece ser cada vez más importante.

Pero también es importante saber que la UVC causa enrojecimiento de la piel  y dolorosa infección ocular (conjuntivitis) en humanos después de una exposición prolongada o en el caso de una dosis de radiación más alta.

Nadie debe estar en la habitación mientras una luminaria UV de potencia, está encendida.

 

Apr
5

Luminarias TRI-PROOF

Dejar automóviles en garajes de estacionamiento bien iluminados da tranquilidad a los propietarios, sabiendo que los “juguetes grandes” están más seguros. En contraste, la oscuridad en un área de estacionamiento atrae muchos vicios, incluido el robo de automóviles y/o sus partes. Así mismo aumenta el riesgo de accidentes. Por lo tanto, es muy importante que los propietarios de los aparcamientos o la autoridad pertinente enfaticen que las áreas tengan iluminación suficiente y confiable para evitar tales problemas.

Una buena solución son las luminarias LED estancas, comúnmente llamadas luminarias TRI-PROOF.

Ya no es un secreto que las lámparas incandescentes / fluorescentes consumen mucha energía eléctrica, especialmente cuando se usan para iluminar, vastas áreas como estacionamientos. También tienen una vida útil muy corta debido a su tecnología y al vandalismo que sufren. Esto impulsa la necesidad de elegir luminarias LED de larga duración y eficientes. Las luminarias TRI-PROOF han llevado la iluminación de los garajes a otro nivel.

Estas luminarias tienen un grado de protección IP65 o superior, lo que significa que soporta posibles daños por polvo, chorros de agua constantes y de alta presión desde cualquier dirección. Por lo tanto, la lámpara permanece funcional independientemente de la presencia de gran cantidad de polvo, de lluvia o bien, de salpicaduras en cualquier dirección. Como se mencionó anteriormente, los garajes o parkings son vulnerables al vandalismo y afortunadamente, su clasificación de resistencia al impacto es IK10. Esto significa que pueden resistir el impacto de un objeto que pesa hasta 5 kg desde una altura de 40 cm

La durabilidad de estas luminarias e es también otra característica que hace que la lámpara sea adecuada para su uso en aparcamientos. Nadie quiere seguir reemplazando bombillas o tubos cada vez que se funden. Las luminarias TRI-PROOF son luminarias de LEDs extremadamente duraderas (50.000-75.000 horas). El encapsulado  de policarbonato y aluminio contribuye a la durabilidad. La versatilidad de la lámpara también es otra de sus ventajas. Se puede fabricar con sensor de movimiento integrado, con un kit de batería para que funcionen como alumbrado de emergencia o incluso ser regulables mediante: protocolo DALI, 0-10 V, o regulación por triac.

Como resultado, son ideales para áreas como estacionamientos y/o  almacenes. Son de alto rendimiento y gran flujo luminoso.  Esto las convierte en un reemplazo perfecto para las pantallas estancas de tubos fluorescentes.

                  

Jul
14

Qué hacer con una lámpara de bajo consumo usada o rota?

Las bombillas compactas de bajo consumo (CFL, LFC-i…) llevan, al igual que los tubos fluorescentes y cualquier otro equipo eléctrico y electrónico, el símbolo del cubo de la basura tachado con una cruz. Se trata de un símbolo europeo creado por la Directiva Europea sobre el Desecho de Equipos Eléctricos y Electrónicos (DEEE). Significa que cuando el producto eléctrico llega al final de su vida útil, debe depositarse en un punto especial y recuperarse para ser tratado y reciclado respetando las normas medioambientales en vigor.

Contienen mercurio y es una sustancia muy perjudicial para la salud y el medioambiente.


Las bombillas de bajo consumo y los tubos fluorescentes no deben depositarse en los contenedores habituales de basura doméstica, ni romperse, ni arrojarse por el desagüe. Estas bombillas deben llevarse a puntos de recogida para que sean tratados de acuerdo con las normas medioambientales en vigor por parte de los organismos de reciclaje autorizados, que son especialistas en procesos de reciclaje. De esta forma se contribuye a evitar consecuencias MUY negativas para el medio ambiente y la salud.

De esta manera, se recuperarán para ser recicladas, evitando así la presencia de residuos dañinos para el medio ambiente y volviendo a utilizar sus componentes. Muchas administraciones locales también cuentan con puntos para la recogida de bombillas. Infórmate en tu ayuntamiento para encontrar el punto de recogida más cercano a tu casa.

¿Qué hacer si un tubo o lámpara con mercurio se rompe?

- Antes de limpiar nada, ventila la habitación o estancia. Abre la ventana y abandona la habitación o estancia durante unos  20-30 minutos.

- Apaga el aire acondicionado, calefacción o ventilación si es se encuentran conectados.

- No utilices aspiradora, ni barras los restos de la rotura de las lámparas o tubos de mercurio. Al usar el aspirador el mercurio se queda en la bolsa del mismo y se va evaporando progresivamente. Tampoco se debe barrer porque las “bolitas” de mercurio se dispersan por todo el área, lo que aumenta el riego de inhalación.

Pasos para la limpieza en superficies duras

- Levanta con cuidado los fragmentos de vidrio y polvo usando papel rígido o cartón en forma de pala y colócalos una bolsa de plástico que pueda sellarse y que no corra peligro de romperse. También sirve un bote de cristal con tapa metálica.

- Usa cinta adhesiva para recoger los fragmentos restantes de vidrio y polvo.

- Limpia el área con toallas de papel húmedas o toallitas húmedas desechables. Luego coloca las toallas usadas en la misma bolsa o bote.

- No utilices aspiradora ni barras los restos de la rotura de las lámparas o tubos de mercurio sobre superficies duras. Al usar el aspirador el mercurio se queda en la bolsa del mismo y se va evaporando progresivamente. Tampoco se debe barrer porque las “bolitas” de mercurio se dispersan por todo el área

- Etiqueta el bote o la bolsa con un texto así: “Puede contener mercurio de bombillas de bajo consumo”, y llévalo a un centro de recogida y de tratamiento de residuos domésticos especiales.

 Pasos para limpiar alfombras

- Levanta con cuidado los fragmentos de vidrio y polvo usando papel rígido o cartón en forma de pala y colócalos en una bolsa de plástico sellada que no corra riesgo de romperse o un bote de cristal con tapa metálica..

- Usa cinta adhesiva para recoger los fragmentos restantes de vidrio y polvo.

- Etiqueta el bote o la bolsa con un texto así: “Puede contener mercurio de bombillas de bajo consumo”, y llévalo a un centro de recogida y de tratamiento de residuos domésticos especiales.

Pasos para limpiar ropa de vestir o de cama y otros objetos blandos

- Si la ropa o cualquier otro material blando estuvieron en contacto directo con el vidrio roto o el mercurio contenido en el polvo del interior del tubo o lámpara, ésta debe de ser desechada. No laves ninguna de las prendas.

- Si el calzado estuvo en contacto con vidrios rotos o mercurio en polvo del interior del tubo o lámpara límpialos con papel húmedo o toallitas húmedas desechables. Luego colócalos en la bolsa de plástico para ser desechados.

- Etiqueta el bote o la bolsa con un texto así: “Puede contener mercurio de bombillas de bajo consumo”, y llévalo a un centro de recogida y de tratamiento de residuos domésticos especiales.

Eliminación de materiales de limpieza

- Una vez terminada la limpieza y después de disponer adecuadamente las bolsas de plástico que contienen el material tóxico, lávate las manos.

- Etiqueta el bote o la bolsa con un texto así: “Puede contener mercurio de bombillas de bajo consumo”, y llévalo a un centro de recogida y de tratamiento de residuos domésticos especiales.

Esperamos que este post os ayude a comprender lo importante que es el reciclado de este tipo de lámparas y lo peligroso que es para la salud y el medioambiente el mercurio que contienen. Para nosotros es la mayor desventaja de este tipo de lámparas.